LOS APELLIDOS PUEDEN CAMBIARSE DE ORDEN, PERO NO SUPRIMIRSE

LOS APELLIDOS PUEDEN CAMBIARSE DE ORDEN, PERO NO SUPRIMIRSE

El nombre y apellido se configuran como un elemento de identidad del nacido tal y como se incorpora en la inscripción de nacimiento. La modificación que se realizó en la ley del Registro Civil permite que los padres decidan el orden de los apellidos, es decir, qué apellido poner primero, el paterno o el materno.  Lo que no puede hacerse, aunque los padres estén conformes, es suprimir los apellidos de un progenitor porque eso iría en contra del interés del menor. Únicamente puede hacerse si un juez lo acuerda en una sentencia que ponga fin al proceso correspondiente, por ejemplo, tras un proceso de adopción.

Infórmese con uno de nuestros abogados.

Marta Segura
Equipo Jurídico Antonio Segura Abogados

 



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies,

ACEPTAR
Aviso de cookies